Implantación Convenios Colectivos Empresa 2012

Implantación de convenios colectivos empresas, planificación tras la Reforma Laboral 2012.

Tras la Reforma Laboral aprobada en el 2012, es vital la importancia que tiene para las empresas españolas la negociación e implantación inmediata de un Convenio Colectivo propio que regule sus relaciones laborales.

El Convenio Colectivo de su Empresa es ya la norma principal, tras el Estatuto de los Trabajadores y las normas legales imperativas, de prioritaria aplicación a sus trabajadores. Donde rija su propio Convenio no podrá imponerse ninguno otro.
Es una realidad incontestable que en el futuro empresarial, a corto, medio y largo plazo, las diferencias entre la competitividad de unas y otras empresas estará marcada por la capacidad de regular con flexibilidad sus relaciones laborales y establecer mecanismos de control y garantía de su coste laboral, ello sólo será posible implantando un Convenio Colectivo propio que se ajuste exactamente a la realidad de la propia Empresa. Aquellas que no acometan ese cambio, seguirán sujetas a las decisiones de las centrales sindicales y patronales, cuyos intereses, normalmente no coinciden con las de una gran mayoría de Empresas españolas.

Las ventajas que directamente afectarán a la productividad de las empresas serán las siguientes:

1º.- La posibilidad de regular la movilidad funcional dentro del grupo profesional con definición propia de dichos grupos, ampliando con ello la polivalencia de los empleados y la posibilidad de realizar movilidades intragrupo, sin estar sujeto a los costes añadidos que la rigidez de los Convenios Colectivos de sector imponen.

2º.- La posibilidad de establecer medidas de control del incremento salarial, vinculando el mismo a los resultados positivos de la Empresa y no al IPC.

3º.- La posibilidad de desvincularse de las tablas salariales del sector regulando la bandas salariales de cada grupo profesional en función de los salarios establecidos en la Empresa.

4º.- La posibilidad de establecer una regulación de la jornada, los horarios y vacaciones que, con respeto a la Ley, se adapten a la realidad productiva de la Empresa. Igualmente establecer reglas para que los empleados en reducción de jornada concreten horarios no necesariamente dentro de la misma franja sin causar problemas a la producción.

5º.- La posibilidad de implantar mecanismos de régimen disciplinario propios de su actividad concreta y basados en la experiencia de la propia Compañía.

6º.- La posibilidad de eliminar imposiciones en materia de subrogación que imponen en algunos sectores los Convenios Colectivos de ámbito supraempresarial.

7º.- La posibilidad de establecer una regulación propia de la estructura salarial de los empleados con una definición ajustada a la realidad de la Empresa de aquellos complementos salariales que se introduzcan.

8º.- La posibilidad de establecer los sistemas de desarrollo profesional y carrera que se adapten a las necesidades propias.

9º.- La posibilidad de fijar un Convenio Colectivo de vigencia garantizada durante los próximos años y con ello sostener sus previsiones empresariales sobre una base de certidumbre.

10º.- La posibilidad de que sea su voz de empresario directamente la que regule lo que a su empresa le conviene en lugar de permitir que sean otros quienes regulen su empresa.

En resumidas cuentas, sin un Convenio Colectivo a su medida su Empresa perderá competitividad frente a la competencia por el mero hecho de no controlar en primera persona el contenido normativo que regula sus relaciones laborales.

Desde Ceca Magán Abogados estaríamos encantados de poder asesorarles en la futura negociación de un Convenio Colectivo de Empresa, que ayude a la Compañía a mejorar su posición competitiva en el mercado.

Descarga en pdf gratis Implantación Convenios Colectivos Empresa 2012

Ceca Magan Abogados
Recomendados en el prestigioso directorio internacional LEGAL 500.